¿Qué son los KPI y qué tipos de indicadores existen?

¿Qué son los KPI y qué tipos de indicadores existen?

Los KPIs, procedente de las siglas en inglés “Key Performance Indicator” son indicadores que nos ayudan a medir nuestros procesos. En español más conocidos como indicadores clave o indicadores de proceso.

Los indicadores nos ayudan a medir cuantitativamente el desempeño de nuestros procesos.

El establecimiento correcto de estos indicadores es imprescindible para poder obtener de ellos una información veraz y eficaz para evaluar el desempeño de los procesos de nuestra organización.


Requisito de un KPI

Las características principales de un KPI son las siguientes:

  • Medible: como ya hemos comentado los KPIs son métricas, por tanto su principal característica es que son medibles en unidades. 
  • Cuantificable: si se puede medir, se puede cuantificar. Por ejemplo si hablamos de unidades monetaria las cuantificaríamos en € o $. También existen muchos indicadores de gestión que se miden en porcentaje
  • Específico: se debe centrar en un único aspecto a medir, hemos de ser concretos.
  • Temporal: debe poder medirse en el tiempo. Por ejemplo podemos querer medir a diario, de forma semanal, mensual, trimestral, semestral o anual.
  • Verificable: el propio término hace referencia a esta característica “indicadores clave de gestión”. Únicamente sirven aquellos factores que sean relevantes para nuestra empresa.

Un indicador de gestión debe informar, controlar, evaluar y ayudar a que se tomen decisiones. Cada empresa tiene sus propios indicadores de gestión, puesto que cada organización y cada modelo de negocio tienen factores clave a medir diferentes. Una empresa de producción industrial hará foco en indicadores de producción y una empresa que únicamente venda a través de internet tendrá otros indicadores clave relacionado con métricas de marketing digital.


¿Cómo diseño los KPIs en mi empresa?

Para identificar, seleccionar y trabajar correctamente factores clave para establecer los indicadores clave de gestión correctos para tu empresa debes seguir el método que propuesto a continuación, respondiendo a las siguientes preguntas:

  1. ¿Qué queremos medir?
  2. ¿Por qué medimos este dato?
  3. ¿Realiza el seguimiento de los resultados de uno de nuestros objetivos?
  4. ¿Es un factor clave para la empresa?
  5. ¿Quién es el responsable de supervisarlo?
  6. ¿Con qué periodicidad conviene supervisarlo?

Como hemos ido viendo a lo largo del artículo, los indicadores de gestión son una buena herramienta para la supervisión y control de la planificación de las acciones y objetivos de la organización. Nos permitirá diferenciar cuáles son las acciones más prioritarias y el grado de cumplimiento de cada una de ellas. 

Es importante, en primer lugar, definir bien los procesos clave de nuestra empresa y llevar a cabo una correcta planificación estratégica, ya que si no, no servirá de nada medir resultados de unas acciones mal planteadas desde el inicio.

Destacamos también la importancia a la hora de selección de los KPIs, ya que podemos caer en el error de querer medirlo todo. Hay que aprender a descartar  aquellos que no sean relevantes para nuestros propósitos. 

Los cuadros de mando formados por indicadores de gestión KPIs, son herramientas imprescindibles para directivos y managers de empresas de todo el mundo. Las organizaciones tienen que tomar decisiones constantemente y si no conocemos en qué situación nos encontramos, difícilmente tomaremos una buena decisión.